Cuautitlán Izcalli, Méx.- A fin de evitar mayores riesgos por las recientes lluvias del fin de semana en la presa El Ángulo y para apoyar la seguridad de habitantes de por lo menos cinco colonias aledañas, el Organismo de Agua Potable Alcantarillado y Saneamiento OPERAGUA IZCALLI realizó el retiro de casi 40 toneladas de basura del embalse y desfogó de manera controlada el agua acumulada.

Durante el viernes, sábado y domingo, al menos 50 trabajadores del área de Mantenimiento y Drenaje del OPERAGUA IZCALLI retiraron toda clase de deshecho, desde PET, troncos y basura en general, hasta animales muertos, además de mantener desfogando las compuertas de manera controlada y constante, como ocurre en tiempos cotidianos.

Tras la lluvia del pasado jueves por la noche, el nivel de la presa que recibe descargas principalmente del municipio de Atizapán de Zaragoza, fue aumentando, hasta llegar a un nivel de 4.80 metros de los 6 de capacidad. Para evitar un colapso mayor, se realizó un desfogue controlado, pues por la cantidad de lluvia, la capacidad de contención se reduce y el drenaje de la
zona se sobresatura.


Operagua Izcalli dispuso de 20 toneladas de arena y 5 mil costales que serán llenados conforme se vayan necesitando para usarlos como “barricadas” y de esta manera contener el agua y no se filtre a los domicilios de la zona baja de la presa.

Derivado de estas labores de limpieza durante el fin de semana, el nivel del agua al interior no superó los dos metros de alto, por lo que no hubo riesgos mayores, eso aunado a que las lluvias del fin de semana fueron menores.

Los trabajos preventivos y correctivos al interior de la presa El Ángulo se realizan de manera permanente a lo largo del año y éstos se intensifican en temporada de lluvias, tanto en la presa como en las colonias aledañas con trabajos de desazolve en drenaje, coladeras pluviales y bocas de tormenta principalmente. Desde marzo pasado, de manera coordinada con la Comisión de Aguas del Estado de México (CAEM) se desazolvaron más de 50 mil toneladas del embalse para darle mayor capacidad de contención.


OPERAGUA IZCALLI, de manera conjunta con el Ayuntamiento de Cuautitlán Izcalli y la Unidad de Protección Civil y Bomberos, cuentan con un protocolo de actuación que contempla rutas de evacuación, albergues y traslado de personas, que será activado en caso de ser necesario.

Para evitar saturación de las líneas de drenaje, se pide a la comunidad en general evitar arrojar basura a las coladeras pluviales y rejillas de piso, ya que esto impide que el agua de lluvia circule libremente y propicia la saturación de redes que generan encharcamientos.

Personal de OPERAGUA IZCALLI permanece en el sitio las 24 horas, tanto para controlar el desfogue como para atender contingencias por la cantidad de lluvia que se espera.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *