Cuautitlán Izcalli, Méx.- Víctor Estrada Garibay, presidente municipal de Cuautitlán Izcalli, externo que la deuda de 2,800 millones de pesos, heredada por las anteriores administraciones, se ha reducido un 40 por ciento. Aseguro que esto es gracias a la disciplina administrativa y financiera de su gobierno y que se trabaja para generar más orden y liquidez al municipio.

Dijo que a pesar de ser un tema complicado la reducción más notable de la deuda fue para Operagua, que bajó de 1,500 mdp a 612 mdp,  el DIF tenía un pasivo de 45 mdp, disminuyó casi  el 50 por ciento, quedando en 27 mdp; y el pasivo de 1,285 mdp que tenía el Ayuntamiento se estableció en 1,066 mdp.

Declaró que es importante que se siga trabajando con esta estrategia administrativa, pagando lo que se debe, pronosticando que en  12 o 15 años, el municipio de Cuautitlán Izcalli tenga una mayor liquidez favoreciendo a los habitantes. Comento que también intentan resolver el tema de los embargos, pagando laudos por 100 mdp y que su intención es disminuir mucho más la deuda para el 31 de diciembre.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *